CORRECCIÓN DEL LÓBULO DE LA OREJA DESGARRADO LOBULOPLASTIA

  • Para la mayoría de las mujeres es muy importante utilizar aretes o pendientes y tener el lóbulo de la oreja rasgado lo imposibilita, ya sea porque la infección es dolorosa y no puedes colocarte el arete o simplemente porque los aretes se ven caídos por el tamaño del orificio, pero gracias a la cirugía plástica podemos poner fin a este problema además la lobuloplastía es un procedimiento económico, asequible para cualquier bolsillo.

    Una vez te has perforado la oreja para utilizar aretes o pendientes debes tener la precaución de usar accesorios fabricados en materiales hipoalergénicos, debido a que las infecciones en los lóbulos pueden generar inflamación y el ensanchamiento del pequeño agüero donde se coloca el arete además usar aretes o pendientes muy pesados puede generar que la perforación en el lóbulo de la oreja se rasgue haciendo que la perforación se alargue y luzca mal.

    Cuando usas aretes o pendientes demasiado grandes o muy voluminosos puede existir el riesgo que estos se enreden y un tirón accidental puede rasgar el lóbulo y si no tienes los cuidados necesarios con esta pequeña herida puedes terminar con una infección.

    La corrección del desgarro del lóbulo de la oreja o Lobuloplastía es un procedimiento ambulatorio que se realiza con anestesia local y en tan solo 15 o 20 minutos puedes recuperar el aspecto normal de tus orejas, consiste en unir los bordes del orificio desgarrado y en algunos casos definir el contorno del lóbulo, no necesitas incapacidad y solo debes tomar antibióticos y un analgésicos por un par de días, tras un mes de recuperación puedes volver a perforar los lóbulos de las orejas y usar nuevamente aretes y pendientes, cumpliendo con algunas recomendaciones que el Dr. Julio Gil Cirujano Plástico te dará.

    Cuidados después de la cirugía
    Este procedimiento no requiere incapacidad, puedes programar el procedimiento muy temprano en la mañana y a las 11 am podrás trabajar sin ningún problema.
    Las suturas en los lóbulos son cubiertas con micropore color piel (cinta adhesiva estéril) durante la primera semana de postoperatorio. Los lóbulos estarán inflamados y adoloridos por un par de días y en algunos casos pueden presentar un pequeño morado que desaparece en la primera semana de recuperación.
    La sutura se retira entre los 08 y 10 días de recuperación.

CONOCE NUESTROS OTROS SITIOS: